Escucha nuestra radio en vivo

Un padre de familia se lanza a un pozo para salvar a su hijo de cuatro años. Lo hizo sin pensarlo dos veces. El amor de este fue superior a todo. El hombre no lo dudó ni un segundo y se lanzó a un pozo para salvar a su hijo de tan solo cuatro añitos que segundos antes se había caído.

Claudio Flores, un padre argentino no lo pensó dos veces y recorrió 570 metros por el canal entubado hasta dar con su pequeño. Esto lo logró 10 minutos después.»Pensaba que se me iba mi vida. Si no salía con él, yo no salía de ahí, contó.

El hecho ocurrió este martes por la noche en una zona llena de personas, entre ellos varios niños, por ello jamás imaginarón que pasarían por una situación parecida. Además, asegurarón que el agujero donde cayó el pequeño no tenía tapa.

«Mi hijo se tropezó y cayó al pozo del agua. Sin pensarlo miré, vi que era algo grave y me largué detrás. Creo que si me demoro un segundo más se me va mi hijo. Fue algo terrible, el agua hasta a mí me llevaba, narró el valeroso padre a Canal TN.

El padre logró dar con su hijo y una vez juntos lo agarró con uno de sus brazos. Luego vio una luz y se dirigió hacia ella. Ambos estaban 500 metros de distancias del lugar donde cayeron, por lo que empezarón a gritar y finalmente le abrierón la tapa, logrando salvarse.